Láminas de control solar «que no te den gato por liebre»

19 octubre, 2012

LAS LÁMINAS DE CONTROL SOLAR «QUE NO TE DEN GATO POR LIEBRE»

Mediante el uso del film de poliéster idóneo, se le otorgarán al vidrio las cualidades reflexivas suficientes, incorporándolo a éste por un sistema de adhesivo para cambiar al vidrio las características técnicas en la búsqueda del confort por la supresión (impacto) del rayo solar directo, por la mejora del rendimiento de los equipos de climatización y su regulación con el consiguiente ahorro energético en producir frío y calor.

En lo relativo a la innovación tecnológica, la máxima en control solar es: rechazar el mayor porcentaje de r. Infrarrojos (calor), con el máximo de transmisión de R. Visibles (luz) posibles.

Por tanto el deslumbramiento que puede rebajar una LÁMINA por sí sola estaría en torno al 90 o al 80%, siendo el aporte luminoso máximo filtrado sería bien de 1800 lux,

o bien de 3600 lux, concentrados en el ventana. La lámina estaría siempre quitando luz.

El máximo aportado es de 18000 lux, y lo necesario está en torno a los 400-500 lux. Tanto es así que nos sobraría, o mejor dicho tendríamos de 5 a 10 veces más de lo que necesitamos.

El confort visual es el equilibrio de la diferencia por la cantidad de luz entre la ventana y el fondo de la estancia (factor día).

Dado que se pueden tratar los dos problemas con un solo producto (una lamina oscura que quite mucho calor), o bien usar la tecnología para ahorrar en iluminación (lamina muy clarita que quita un poco menos de calor). Las últimas técnicas en las alianzas entre metales, e incluso la cerámica, como escudos reflexivos están depositadas sobre la base de materiales plásticos: poliéster.

FILMS O LÁMINAS: Se tratan de una base de poliéster de alta calidad (poliereftalato de etylenglicol), a la que se incorpora un sistema de adhesivo, también estable a los rayos ultravioleta (99%). La obtención del escudo reflexivo es mediante la vaporización, la ionización, y con las últimas tecnologías por la alianza entre metales. También con la cerámica. Variando la densidad de la mentalización se aminora o aumenta la transmisión técnica de la luz, y el rechazo del R. Infrarrojo. Todas disponen de tratamiento antirayaduras.

Para que os hagais una idea os pongo un ejemplo de la lámina solar ref. plata

80:

Transmisión de luz: 18%

Reducción de radicación UVA: 88%

Rechazo del calor: 80%

 

Medidor de transmisión UVA frente a lámpara UVA, como podeis ver la radiación es del 94%.

 

Aquí hemos puesto entre medio una lámina transparente y ya veis hemos reducido a un 0% los rayos ultravioletas, esta es una lámina recomendada para escapartes ya que evita la decoloración de los productos.

 

Aquí tenemos otro ejemplo de lámina de control solar, es la que colocamos en los vehículos, están homologadas por la ITV y emitimos el correspondiente certificado. Con esta lámina ya veis que también hemos reducido los rayos UVA a 0% pero como esta lámina lleva un material metálico hace que rechace el calor en un 62%.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Más noticias